Equitación para personas con necesidades especiales

Animamos a los participantes a realizar actividades de equitación y cuidado del caballo, dirigidas hacia objetivos funcionales. Participando en estas actividades se estimulan grupos musculares que habitualmente no utilizan, a resolver problemas, mejorar la comunicación fomentando la integración sensorial y social. Una vez montados, muchos de nuestros jinetes experimentan una libertad de movimiento que a veces no tienen o no pueden disfrutar en otros aspectos de sus vidas.

La mayoría de los participantes reciben sesiones de 50 minutos de forma semanal durante 12 semanas al principio, aunque muchos de ellos continúan el trimestre siguiente. Son dirigidas por Instructores certificados por PATH International de los Estados Unidos e incluyen habilidades y conceptos de equitación, ejercicios, juegos y excursiones por caminos y senderos cercanos a nuestras instalaciones. 

Las sesiones incorporan una amplia variedad de juegos cognitivos y físicos, desafíos y secuencias, que son creados por nuestros instructores en equitación terapéutica, con información ofrecida por los padres, trabajadores sociales o profesores, o por los propios participantes.

Se anima a los participantes a establecer unas metas individuales y sus progresos van en función del ritmo y la habilidad de cada uno. Una vez conseguidas las metas, las celebramos y se plantean nuevos retos. Los objetivos pueden variar desde tareas aparentemente sencillas, como sostener las riendas durante todo el ejercicio en pista, o ser  retos más complejos, como preparar el caballo y completar un circuito básico.